Cogollos enlatados, la nueva sensación 

 

Los cogollos enlatados son toda una sensación, no solo por su extrema calidad sino por lo fácil que resulta enviarlo a todas partes del mundo. 

La evolución de la industria durante los últimos años trajo consigo nuevos trucos para llevar el producto a las manos de los consumidores. Son varías las marcas que empezaron a decorar latas y envasar cogollos con cierres herméticos. Esta nueva tendencia arrasa en Israel

 

 

 

Esto no es solo un truco de marketing, sino una patente tecnológica llamada » Estaño Sellado con Nitrógeno»  que permite un sellado hermético al que se aplica nitrógeno, para aumentar la vida útil del producto, protegerlo del desarrollo de moho y hacer desaparecer el olor

 

 

Las latas se venden en los EE.UU entre 50 y 60 dólares en promedio. En Europa, debido al aumento de la demanda, el precio llega hasta los 200 dólares.

En Ámsterdam y Barcelona también se pueden encontrar de contrabando proveniente de California, se venden entre 200 y 300 dólares. En corto tiempo, los vendedores locales, siguiendo la tendencia, comenzaron a vender latas de flores cultivadas en Holanda o España bajo su logotipo. 

El primer intento de introducirlas en el mercado israelí resultó ser una decepción. En los canales de televisión, se vendieron con una etiqueta con el logo del famoso bulldog CoffeeShop de Amsterdam. Dentro se suponía que había cogollos de Super Lemon Haze o Diesel Sour, aparentemente contrabandeados desde el exterior. Los precios de las latas falsas iban desde 600 hasta 700 séquels y muchos consumidores se vieron tentados a comprar el producto. La mayoria dijeron sentirse decepcionado con su calidad. Los gerentes de Bulldog, enterados de la situacion negaron rotundamente su conexion con las latas. 

 

 

Imagen: Amsterdam Travel Guide

 

 




 

 

Cuando en los canales de noticias comenzaron a aparecer las nuevas latas que ingresaron al mercado, el escepticismo fue grande. El hecho de que las latas estén selladas y no se pueda ver a través de ellas no ayudo en lo absoluto.

Philo, quien esta detras del proyecto, dice con orgullo que las flores en lata crecieron en Israel, «en hogares kosher y amorosos», A diferencia de otros, que hacen una falsa impresión con las flores que han sido traídas de contrabando, Philo cree que hay suficiente cannabis en Israel y afirma que no debe avergonzarse de su origen.

Además de las latas de flores, Philo dice que pronto se introducirán nuevos productos, especialmente para pacientes, como la pasta de cannabis para la aplicación en la piel y los extractos adecuados para la evaporación. En un mundo virtual inundado de desperdicios, intereses y estafas, las personas que han ingresado en el campo no solo parecen beneficiarse, también lo hace la idea de que el cannabis de calidad debe ser accesible para quienes lo necesitan.

 

 




 

 

El producto ha estado en el mercado por solo tres semanas y en poco tiempo se ha expandido a varias provincias israelíes. De esta prueba tenemos al menos cinco variedades diferentes: Orange Bud, Big Bud, Super Lemon Haze, Gorilla Glue, Cheese Cake.

Junto a nosotros se encontraban varias muestras de latas, de diferentes variedades:

 

Orange Bud

 

Orange Bud – Menú de cepa fija. Excelente olor, sabor cítrico. Flores con pelo naranja-castaño y excelente nivel de cristales. Influye en la Sativa dominante

 

Gorila Glue

 

Gorilla Glue – Una especie popular que entró al menú no hace mucho. Flores de aspecto satevico, grandes y relativamente aerodinámicas. Un poco pegajoso, pero hasta cierto punto. Gran olor Esta es una especie híbrida con tendencia a Sativa. Excelente para fumar por la mañana.

 

Cheescake

 

Cheese Cake – Nueva variedad de menú. En comparación con las otras latas, las flores no son muy hermosas. Pero un vistazo más de cerca muestra que están llenos de tricomas. Más importante aún, huelen a queso dulce. 

 

OG Kush

 

OG Kush – Nueva variedad de menú. Flores que vienen empaquetadas como piedras. Olor y sabor terrosos. Su efecto calmante es ciertamente bueno.

La política de Philo, que aparece en la etiqueta, requiere que los comerciantes que trabajan con el producto no lo vendan en Shabat (Ritual de descanso semanal de los creyentes del Judaísmo). Aparentemente la demanda es seria. El gerente detrás de escena dice que es un creyente que no ve una bendición haciendo negocios en Shabat. Está seguro de que el Creador del universo lo recibirá abundantemente si respeta el día santo del pueblo de Israel.

Mientras tanto, el trato entre ellos parece estar funcionando bastante bien. Philo dice que no esperaba tal tasa de crecimiento en las ventas. «HaShem me convocó», dice. «No hay nada como la Tierra Santa, y si es por el bien del cielo, y debido a la política, los comerciantes no trabajan en Shabbat: gané dos veces».

Las latas aún no tienen el sello kosher, pero Philo dice que las flores cosechadas son donadas y enriquecidas, algunas para las personas que necesitan cannabis y que han sido abandonadas por el establecimiento médico.

 







 

 

Hacían una fortuna vendiendo semillas de cannabis desde Facebook 👇🏽

Creditos: mic