Bubba Kush es una variedad de marihuana Indica que ofrece muchos beneficios medicinales y recreativos. Esta cepa te puede interesar si buscas aliviar el estrés, el dolor o el insomnio.

Ideal para cultivadores que buscan variedades de rápido crecimiento, la Bubba Kush se considera fácil de cultivar y produce cogollos gordos y potentes. Tiene un contenido promedio de THC, entre 14-22%, y es una excelente opción médica para varios pacientes de marihuana. Las genéticas que dieron vida a esta variedad son la Bubba Gum y la Kush.

 

 

La Bubba Kush florece en unas 8-9 semanas y crece muy bien tanto en interior como en exterior. Sus arbustos son densos y anchos lo que requiere de una buena ventilación durante su crecimiento para evitar problemas de plagas y moho.

 

Las flores que nos da esta variedad son violetacias y tienen unos largos pelos color naranja.  El alto volumen de tricomas le da a esta cepa un brillo definitivo. Al prender un cigarro de esta variedad vamos a sentir un fuerte olor a hachis. El sabor es cremoso y chocolatoso. Lo ideal es consumir esta cepa a la noche ya que tiene un profundo efecto relajante. El efecto empieza en el cerebro y baja al cuerpo cubriendo al consumidor con un manto antiestrés.

 

 

Extremadamente popular entre los pacientes que utilizan marihuana medicinal gracias a la cantidad de síntomas que puede ayudar a controlar. Los fuertes efectos Indica de esta variedad hacen que la Bubba Kush sea una excelente opción para pacientes con cáncer y SIDA. Sus niveles de THC estimulan el apetito y proporcionan alivio del dolor. Sus efectos sedantes son ideales para tratar el insomnio.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.